Josué Oliva: la sabia trova

Trovador de mi Guantánamo
Trovador de mi Guantánamo

Hace treinta y siete años se desenvuelve entre acordes de guitarra, composiciones, cantos y sueños. Asegura que en su edad bendita fue un chico de travesuras y con la apertura de los años mozos vive para la música.

La influencia de su padre y amigos, que se reunían en el patio de su casa para tocar changüí y las clases de guitarra en la adolescencia, le sembraron el amor por el arte trovadoresco. Así se convirtió en fundador del grupo Frontera y la Jornada de la Canción Política.

Entre sus momentos más conmovedores revela el cantar frente a Fidel aquel tema dedicado a Antonio Maceo “General de canto eterno” en un parque con su nombre. También, su participación en el Festival de la canción política más importante del mundo: el de la canción roja de Berlín y se emociona al hablar de su interpretación junto a Pick Seagal, quien popularizó los versos martianos en la canción “La Guantanamera”.

“Al saludarle, yo quedaba chiquitico frente a aquel hombrazo. Me sentí el más orgulloso de los guantanameros al intercambiar palabras con nuestro líder histórico.”

En su desandar por la trova ha formado parte de tríos, cuartetos y como su obra más valiosa destaca la musicalización de poemas inéditos del ilustre guantanamero Regino Eladio Boti en dos discos luego de que el escritor Risell Parra le compartiera “Autorretrato” y el hijo del gran poeta otras poesías.

En su trova fusiona ritmos internacionales y ha sido guitarrista acompañante de artistas del patio y nacionales.

“Amor de buena fe” fue uno de los temas más elogiados por el público de Guantánamo pero en su cantar incluye otros sentimientos y circunstancias que van desde el romance hasta la crítica.

Cuando se le pregunta por el futuro de la trova en Guantánamo, declara sus pasos en la formación de otros intérpretes y compositores del género en la ciudad y afirma que nota el crecimiento de jóvenes interesados en esta música y su defensa.

“Ellos son el relevo nuestro pero hay que seguirlos enamorando de la trova. Antes no creaban, sólo asumían las canciones de otros, pero en la actualidad se dedican también a componer sus propias obras y con calidad.”

A Josué Oliva se le puede ver seduciendo su guitarra en la Casa de la Trova y el Café Cantante de nuestra ciudad, espacios para entretener el alma y el pensamiento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s